Importancia de la mirilla en una puerta

Siempre en la búsqueda de reforzar la seguridad en estos tiempos, momentos en los cuales la delincuencia hace de las suyas. Es importante proteger a quienes se quedan en el hogar, y uno de los elementos que ofrecen un poco de seguridad preventiva es la mirilla de algunas puertas, y es que a través de ella pueden ver la persona que desea entrar a la vivienda, y decidir si permitir la entrada o negarla.

¿Qué es una mirilla y para qué sirve?

La mirilla, el cerrajero puede llamarle ojo mágico también, es un elemento de seguridad que se instala en la puerta principal de la vivienda, con la finalidad de poder ver a través de ella, y su finalidad es poder observar a la persona que se encuentra fuera de la casa antes de decidir si es seguro abrir la puerta.

Este elemento consiste en un pequeño pedazo de plástico transparente o vidrio, el cual adopta la forma de un lente angular, también conocido como ojo de pez, permitiéndole a la persona que observa a través de ella una amplia visibilidad.

Por lo general las mirillas tienen un ángulo de visión de 132º, sin embargo existen algunas mirillas que ofrecen un ángulo visual mucho más amplio.

Tipos de mirillas

Existen 3 tipos de mirillas básicas, cada una con sus características y ventajas propias, y su cerrajero de confianza está en la capacidad de instalar cualquiera de ellas.

  • Mirilla tradicional: Es la mirilla más popular, se encuentra instalada en las puertas a la altura de los ojos, suele estar elaborada en vidrio o plástico transparente, la amplitud del ángulo de visión puede alcanzar hasta 132º.
  • Mirilla de mayor visión: Estas mirillas se recomiendan para puertas blindadas o acorazadas, básicamente tienen las mismas características de la mirilla tradicional, sólo que su ángulo de visión es superior, siendo de 180º, en otras palabras permite una visión de gran parte de la pared en la que está instalada la puerta de la vivienda.
  • Mirilla digital: Se trata de un pequeño dispositivo que contiene una pantalla LCD a través de la cual se puede observar a quien se encuentra fuera de la vivienda, la imagen puede ser en blanco y negro, o a color.

Instalación de una mirilla tradicional en una puerta de madera

La instalación de una mirilla debe ser preferiblemente de manos de un profesional, sin embargo, en caso de que la instalación sea de su parte, puede seguir las siguientes instrucciones:

  • En la parte delantera de la puerta debe marcar el punto central (a lo ancho), y a una altura aproximada de 1,60 m desde el suelo, ya que esa es la altura promedio de los ojos.
  • Colocar un mártir en el lugar de la marca, de esta manera no astillará la madera de la puerta y procede a perforar con ayuda de un taladro y una broca para madera de 14 mm de diámetro, hasta atravesar el panel.
  • Repasar el agujero con ayuda de una lija de grano fino.
  • Es momento de desenroscar la mirilla, e introducir las dos partes por ambos lados de la puerta.
  • Finalmente, enrosque hasta el tope, para garantizar que quede bien ajustada puede utilizar una espátula.